20 de marzo: Stop Desahucios para impedir el desalojo del Patio Maravillas.


El próximo viernes 20 de marzo, a las 08.00 hrs.el Patio Maravillas convoca a toda la ciudadanía madrileña a un Stop Desahucios, con chocolatada incluida, para evitar el desalojo del espacio que ocupamos actualmente.

Al igual que sucede en muchos barrios céntricos de las ciudades de Europa, en Malasaña vemos cómo los alquileres de las viviendas suben de forma desorbitada excluyendo a sus habitantes, cómo los comercios tradicionales del barrio son sustituidos por establecimientos dirigidos a un perfil de gente con un alto poder adquisitivo o cómo los espacios culturales, como eran los antiguos cines Luna, son sustituidos por gimnasios dirigidos a los nuevos perfiles de consumidores que vienen poblando el barrio en los últimos años.

El propio caso del Patio Maravillas es un ejemplo paradigmático: el edificio de la calle Pez 21, en el que actualmente nos encontramos, recientemente fue adquirido por la empresa Nivel29, que ha promovido la apertura de un espacio en el barrio de Malasaña conocido como Mercado de San Ildefonso, el cual bien podría ser clasificado como estandarte del “barrio marca”, es decir, la idea de convertir las calles del barrio en meros escaparates y arrebatarlas de su condición como lugar popular de encuentro.

Por eso, aunque recientemente estén lanzando una nueva y violenta ofensiva contra todos los espacios que hacen de Madrid una ciudad más vivible y democrática, desde el Patio no nos rendimos y convocamos a la ciudadanía madrileña a un Stop Desahucios para evitar el desalojo y demostrar que somos muchas las que apoyamos, queremos y necesitamos una infraestructura que siga haciendo posible este proyecto.

Además, en caso de que el Patio fuera desalojado a pesar de los esfuerzos colectivos, convocamos una concentracion en la Plaza del Dos de Mayo, a las 19:00 horas, porque como hemos dicho muchas veces, no va a haber un Madrid sin Patio Maravillas. Y eso no depende de la policia o de una inmobiliaria, solo depende de nosotros y nosotras, la gente de la ciudad.

Por último, insistimos, tal y como anunciamos en enero, si en mayo el mal gobierno de esta ciudad sigue desoyendo las demandas de su ciudadanía, demostrando una vez más su falta de voluntad política, ocuparemos un inmueble de titularidad pública.

El Patio sigue.

Compartir